Definición De Arraigo

El Arraigo es una figura jurídica que puede tener diferentes definiciones. Sin embargo, sus usos jurídicos están asociados con el significado denotativo de la palabra. Esta se entiende como el acto o consecuencia de arraigar. Esto quiere decir que es relativo a echar raíces o afianzarse de modo permanente a algo.

En algunas legislaciones como la española, la figura del arraigo está relacionada con lo referente a la extranjería. Por ejemplo, cuando existe una solicitud de expulsión del país, el demandado puede demostrar arraigo al país.

En la jurisprudencia se habla del vínculo que de alguna manera une a un ciudadano extranjero al país en el que este reside. Entendiendo esto, puede haber varios tipos de arraigo. Estos deben ser válidos a la hora de contestar a cualquier acto jurídico.

Arraigo

En este sentido se entenderá como arraigo en materia jurídica a todo aquel nexo que el extranjero pueda demostrar lo ata a su permanencia en el país. Estos nexos pueden ser familiares por ejemplo. Es decir, que el extranjero haya contraído matrimonio con un ciudadano o que tenga una familia propia y comprobable con un ciudadano.

Otras maneras en las que el arraigo a un país puede ser demostrado en materia jurídica es si el extranjero está actualmente cursando estudios en el país de residencia. Se debe demostrar que el extranjero participa de manera activa y continua en estos estudios académicos.

Si el extranjero posee un empleo estable y constante en el país, esto también se considera materia de arraigo jurídico. Estos nexos explicados anteriormente deben ser de suficiente relevancia como para que se considere el interés de un extranjero de residir en un país.

En otras legislaciones la palabra Arraigo tiene otras acepciones legales. En algunos casos esta es una medida cautelar que un juez impone para evitar que un sospechoso salga de la zona de jurisprudencia. Esto se hace con la intención de que el conminado esté a disposición del juzgado cuando se le requiera. Esta es una medida que se toma mayormente cuando existe el riesgo de fuga por parte del acusado.

Deja un comentario